¿Por qué es importante contratar un seguro de coche?

Tabla de Contenido

Introducción

Conducir un coche implica una serie de riesgos y responsabilidades que pueden afectar tanto a nuestra seguridad como a la de los demás. Por eso, es fundamental contar con un seguro de coche que nos proteja ante posibles accidentes, daños, multas o reclamaciones. En este artículo, te explicamos qué tipos de seguros de coche existen, qué coberturas ofrecen y qué consecuencias legales puede tener no tener un seguro de coche.

 

Tipos de seguros de coche

En España, el seguro de coche es obligatorio por ley para todos los vehículos que circulan por las vías públicas. Según el artículo 2 del Real Decreto Legislativo 8/2004, de 29 de octubre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley sobre responsabilidad civil y seguro en la circulación de vehículos a motor, el seguro de coche debe cubrir, como mínimo, la responsabilidad civil del conductor por los daños causados a terceros.

Este tipo de seguro se conoce como seguro de responsabilidad civil obligatoria (RCO) y es el más básico y económico que podemos contratar. Sin embargo, este seguro solo cubre los daños materiales y personales que podamos ocasionar a otras personas o vehículos, pero no los que suframos nosotros mismos o nuestro coche. Por eso, muchas personas optan por contratar seguros más completos que incluyan otras coberturas adicionales, como:

Seguro de responsabilidad civil voluntaria (RCV): amplía el límite de indemnización por daños a terceros que establece el seguro obligatorio, que puede ser insuficiente en algunos casos.

Seguro de asistencia en viaje: cubre los gastos de remolque, reparación o alojamiento en caso de avería o accidente que nos impida continuar el viaje.

Seguro de defensa jurídica: cubre los gastos de abogados, peritos o tasas judiciales que podamos necesitar para defendernos o reclamar en caso de conflicto con otro conductor o con la administración.

Seguro de robo: cubre el valor del coche o de las partes robadas, así como los daños que pueda sufrir el vehículo por el intento de robo.

Seguro de incendio: cubre los daños que pueda sufrir el coche por un incendio, ya sea accidental o provocado.

Seguro de lunas: cubre la reparación o sustitución de las lunas del coche en caso de rotura por impacto o vandalismo.

Seguro de daños propios o todo riesgo: cubre los daños que pueda sufrir el coche por cualquier causa, ya sea por culpa nuestra, de otro conductor o de un fenómeno natural. Es el seguro más caro y completo que podemos contratar.

Puedes ampliar la información aquí https://www.allianz.es/seguro-de-coche.html

 

Consecuencias legales de no tener un seguro de coche

Como hemos visto, el seguro de coche es obligatorio por ley y no tenerlo puede acarrearnos graves consecuencias legales, tanto administrativas como civiles o penales. Estas son algunas de las sanciones que podemos sufrir si conducimos sin seguro:

Multa de entre 601 y 3.005 euros, según la gravedad de la infracción y el tipo de vehículo. La multa se puede reducir a la mitad si se contrata un seguro en el plazo de 15 días desde la notificación de la sanción.

Inmovilización y depósito del vehículo, hasta que se acredite la contratación de un seguro o se retire el vehículo de la circulación. Los gastos de traslado y custodia del vehículo corren a cargo del propietario.

Baja definitiva del vehículo, si no se contrata un seguro en el plazo de un mes desde la inmovilización o si el vehículo lleva más de un año sin seguro.

Responsabilidad civil subsidiaria del propietario, si el conductor sin seguro causa daños a terceros. El propietario tendrá que responder con su patrimonio por las indemnizaciones que correspondan a las víctimas.

Responsabilidad penal del conductor, si el conductor sin seguro causa un accidente con resultado de muerte o lesiones graves. El conductor podrá ser condenado a penas de prisión, multa o trabajos en beneficio de la comunidad, además de la retirada del carné de conducir.

 

Conclusión

Como hemos visto, contratar un seguro de coche es una obligación legal, pero también una garantía de seguridad y tranquilidad. Un seguro de coche nos protege ante posibles imprevistos que puedan afectar a nuestra economía, nuestra salud o nuestra libertad. Por eso, es importante elegir el seguro de coche que mejor se adapte a nuestras necesidades y a nuestro presupuesto, comparando las distintas opciones que nos ofrecen las compañías aseguradoras.

Si tienes alguna duda sobre el seguro de coche o necesitas asesoramiento legal sobre cualquier tema relacionado con la circulación de vehículos, no dudes en contactar con nosotros. En Solvendi Abogados somos expertos en derecho de tráfico y te ofrecemos un servicio profesional, personalizado y de calidad. Estaremos encantados de ayudarte.

En Solvendi Abogados podemos ayudarle

Consúltenos su caso. Llámenos al teléfono gratuito 900 831 282

Quizás también te pueda interesar: